Qué comer en Oporto

Francesinha

Oporto es una de las ciudades más visitadas de Portugal. Junto a Lisboa es reclamo de turistas a nivel internacional; y es que cuenta con un sinfín de lugares interesantes para ver. Pero además, Oporto cuenta con una cocina muy sabrosa, un sinfín de platos que podremos probar tras una larga jornada turística.

Uno de los platos estrella es la Francesinha. Es un plato de lo más contundente, muy típico en esta ciudad del norte de Portugal. En líneas generales, podemos decir que se trata de un sándwich relleno de todo tipo de embutido y carnes, como jamón cocido, chorizo, mortadela, ternera o cerdo y queso. El sándwich es cubierto posteriormente con queso y se gratina. Asimismo, esta especialidad, realmente calórica, se sirve con una salsa que se elabora con cerveza y tomate. Además, también están las francesinhas especiales, las que llevan también un huevo frito. Es un plato para comer con cuchillo y tenedor, y si no somos de buen comer, quizá lo mejor sea compartirlo entre dos.

Aquí también podemos comer callos, es decir, tripas de vaca. Podemos pedir en cualquier restaurante las famosas tripas à modo do Porto, una receta que según parece ser se remonta al siglo XV. Según la leyenda, el infante Don Enrique, pidió a los ciudadanos de Oporto que entregaran toda la comida que tenían. Los habitantes de la ciudad se quedaron únicamente con las tripas, elaborando así esta receta tan deliciosa. Es precisamente por este plato que surge ese apodo cariñoso a los habitantes de Porto, los tripeiros. Se sirve normalmente con legumbres y es un buen plato para coger fuerzas después de una buena jornada andando por las hermosas calles de la ciudad.

Portugal es famosos por comer un delicioso Bacalao, y en Oporto no podría ser menos. Si bien es cierto que esta especialidad es más propia de Lisboa, aquí en Porto también podemos pedir platos deliciosos con este pescado, tales como el Bacalhau com natas.

Debemos saber que aquí también es típico la sopa. Sopas a base de productos frescos de la huerta, siendo la más famosa de todas la sopa llamada caldo verde. Se trata de un plato hecho a base de patata, tiras de col y aceite. Podremos encontrarla en cualquier rincón de la ciudad, y lo cierto es que su precio nos sorprenderá, pues podemos encontrar raciones de caldo verde por un euro.

Por último, es necesario hablar de los postres y dulces de Oporto. Las pastelerías de esta ciudad son espectaculares. Al ver sus escaparates perderemos la noción del tiempo y sólo podremos pensar en probar todos y cada uno de esos deliciosos bollos y tartas; y es que aquí, en Porto, la reputación de buenos pasteleros es muchísima. Os recomendamos unos pastelitos llamados natas que están hechos a base de nata y que recuerdan un poco a los pasteis de Belém, más típicos de Lisboa.

También puede interesarte:

Foto vía: Filipe Fortes

Imprimir

Etiquetas: ,

Categorias: Gastronomía portuguesa, Oporto



También te interesará...

Deja tu comentario