Playas nudistas en Portugal

En el mundo, hay personas que desean tener un contacto con la naturaleza que les rodea de una forma tan transparente, así como los parajes que ellos visitan, que ven en sus atuendos u objetos de valor un cierto tipo de barrera para aquel objetivo. Tal es así que, en ciertos espacios públicos se ha establecido la facilidad, pensando en aquella actitud, de brindarles parajes de inspiración y relajación a sus propósitos. Tal es el caso de Portugal y, de forma precisa, espléndidos balnearios que abren sus puertas para practicar el exótico nudismo que considerable número de europeos practica.

Y la riqueza turística para los amantes del naturismo en tierras lusitanas es ingente. Así, se puede visitar la Playa de AfifeViana do Castelo, en las costas del norte portugués. Con sus tres kilómetros, se puede apreciar avezados surfistas en sus olas, y un parque donde se pueden ver parejas platicando como tomando el sol placenteramente. Pieles al descubierto serán las características de clima, además de brindar un local con buen menú marino al estilo lusitano.

La maravillosa ciudad de Oporto también resguarda zonas donde el nudismo pueda seguir practicándose. Así lo demuestra Playa do Campismo, hermoso paraje de arena color espina de trigo, y de diáfanas olas. También podemos observar que la práctica de la tabla hawaiana es constante, además de pieles atizadas por los rayos del astro rey. Es muy concurrida por la farándula portuguesa y de varias europeas.

Algarve es así otra interesante opción para aquella práctica. Su Playa da Ilha de Tavira es un ingente territorio rodeado de dunas y por donde transitan el canal de Tavira y el río Gilao. Se puede adentrar a ella por auto, y disfrutar del naturismo que encanta a sus discípulos, además de ser muy conocida por todo el continente europeo por su buena mesa y licores.

El Océano Atlántico fue muy complaciente con el sur luso. Y Sagres es fiel testigo de ello, lo cual lo demuestra con Playa do Martinhal, cristalino mar en contrasta con aquel suelo arenoso lleno de encanto. Para los amantes de aquella propuesta cultural, es interesante también por su flora única, lo cual le brinda una adicional dosis a la vista de aquel buen turista.

Estos son solo algunos obsequios naturales que brinda la espléndida y acogedora costa portuguesa a los amantes del contacto de la piel al desnudo con el hábitat que los ampara. Los placenteros e hipnóticos acantilados de Playa de Odeceixe; la singular caída del atardecer en do Zavial Raposeira; entre otros, lo espera para poder saciar sus fantasías.

Más información: playas en Portugal



Etiquetas:

Categorias: Portugal



Deja tu comentario