Norte y centro portugués, ideas para turismo rural

Minho

Las regiones norte y centro de Portugal es donde los turistas pueden llegar a conocer mejor la verdadera cara de Portugal. En el extremo norte todavía se lleva el estilo de vida tradicional en algunas comunidades pequeñas, en especial en las regiones montañosas.

Los pueblos pequeños y medianos, así como las ciudades tienden a ser más pequeñas debido a que allí el turismo no es una fuente principal de su economía en la mayoría de ellas los visitantes son muy bien recibidos y atendidos tanto en lugares de alojamiento como en casas privadas, porque allí llegan muy esporádicamente y son como una novedad.

Muchas de las poblaciones en el norte y el centro de Portugal tienen una gran cantidad de hermosos edificios históricos que entre ellos cuentan la historia turbulenta de ese país. Porto, Guimaraes, Coimbra, Braga y Braganca son pueblos y ciudades que ningún turista en ese país se debería perder porque tienen una arquitectura que es difícil de encontrar en otros lugares del planeta.

Guimaraes

Estas áreas de Portugal también son extraordinarias para practicar deportes y actividades al aire libre porque allí se pueden encontrar montañas para hacer senderismo, varios ríos para ir en canoa y explorar sus misterios y mucho terreno montañoso para practicar ciclismo de montaña, así como una buena parte del mar para nadar y surfear.

Una de estas regiones es Minho, que queda en el noroccidente de Portugal y que es un centro de turismo rural. Extendiéndose desde las costas de Caminha por todo el territorio hasta el Río Minho y bajando hacia el Río Lima, se encuentra un excelente campo que es excelente para prácticas al aire libre como los son las caminatas, los deportes acuáticos y, por supuesto, la observación de la vida salvaje en las montañas espectaculares del Parque Nacional de Peneda-Geres.

Foto 1 Vía: hashashin
Foto 2 Vía: Rui Almeida (Portugal)



Categorias: Excursiones



También te interesará...

Deja tu comentario